El que esperar puede, alcanza lo quequiere.

No es novedad, y no soy ningún iluminado por afirmarlo, pero es la posición de guardameta la más complicada a la hora de debutar. Al haber solo un “Canserbero” en cancha, y que prácticamente no rota debido a que la exigencia física no lo requiere, se le hace muy difícil a los jóvenes porteros llegar a tener su oportunidad. Imagínense si es tan difícil debutar, qué tan complejo puede ser asentarse. Y peor aún, que tan difícil puede ser asentarse en un club grande, los gurises usualmente terminan abandonando la institución para buscar su oportunidad en otros clubes.


En Peñarol esto sucede mucho más seguido de lo que pensamos. Adriano Freitas, Leandro Gelpi o Washington Aguerre son algunos de los ejemplos de goleros de las formativas que tuvieron que abandonar el club en busca de minutos. Aunque también hay de los otros, a los que desde muy jóvenes se les cedió el arco de Peñarol, con lo pesado que es. Gastón Guruceaga y Sebastian Sosa con 20 y 23 años son un ejemplo. ¿Pero a qué voy con todo esto? A que dentro de todo esto, hay uno que siempre prefirió quedarse para cumplir su sueño, aunque eso signifique años sin prácticamente minutos. No es otro que Thiago Cardozo.


El pibe de Juan Lacaze, formado en Peñarol, se tuvo que aguantar desde que empezó a entrenar con primera en 2016, ser la sombra de otros, prácticamente no jugar. En primer lugar, de Guruceaga e incluso de Damián Frascarelli, posteriormente, y el periodo más largo de un arquero en Peñarol en mucho tiempo, la “Era Dawson”. Un Kevin Dawson cuyo nivel justificó tantos años como primer golero e hizo que Thiago juegue contados partidos, algunos muy buenos, otros no tanto, pero siempre mostrándose seguro. Mas ese nivel tremendo de Dawson ya no es el mismo, ojo, no estoy intentando criticar a Kevin, ni mucho menos, pienso incluso que tiene que ser el arquero hasta el final del año, lo que sí sostengo es que quizás tanto para él como para el equipo lo mejor es terminar el ciclo, ojalá de forma exitosa. Volviendo al punto, Thiago se fue a Deportivo Maldonado en busca de minutos, los tenía, hasta que se lesionó, pero ahora está de vuelta, y creo que 2023 tiene que ser el momento de darle la chance como primer arquero del club. No es exitismo por el correcto partido que hizo en el día de ayer con Danubio, sino que es algo que siempre pensé, me parece un terrible golero, muy seguro debajo de los palos y en toda él área, aunque es cierto con algún problema en el juego de pies, facultad no del todo necesaria en un guardameta sudamericano.


En plena recuperación de su lesión de ligamento cruzado anterior en la rodilla izquierda, Thiago declaraba para Sport890:


“Yo no renuncio a ser el golero de Peñarol, y no lo voy a hacer nunca, me van a tener que echar de Los Aromos. Esa es la realidad. Desde el 2009 estoy en el club y voy a hacer todo lo posible para ser el golero de Peñarol. Luego claro que esto es fútbol y hay técnicos y directivos que toman decisiones, pero estoy convencido de lo que quiero y lo voy a pelear a morir”.


Un tipo que piensa así, dámelo, dámelo siempre. Porque prioriza a Peñarol por sobre cualquier afán individualista, y está claro que no es tribuneada, ya que los hechos lo comprueban. Thiago Cardozo muere por jugar en Peñarol, y está en una edad perfecta, 26 años, ni excesivamente verde ni excesivamente maduro. La primera apuesta del 2023 tiene que ser esa, que al fin Thiago sea el primer arquero y no ir y rogarle de rodillas a uno que hace años vende humo con volver a Peñarol y no lo quiere nadie en su club actual, a ese no lo quiero nunca más en Peñarol, aunque su pasaje por acá haya sido exitoso.


Quiero cerrar con una pequeña reflexión que titula la nota. El qué esperar puede, alcanza lo que quiera. Hay veces que por un objetivo vas a tener que aguantarte un montón de cosas, malas y buenas, pero si estás convencido, si sos perseverante, si lo deseas con todo tu corazón, en algún momento lo vas a lograr. Creo que está por llegar tu momento para lograrlo Thiago, por lo menos tendría que.



137 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo